02.06.2017
La temporada de desnutrición y malaria se acerca rápidamente, y MSF está presente en Magaria, Níger, para asegurarse de que los niños menores de 5 años tengan acceso a un tratamiento. 
 
Estamos trabajando con el Ministerio de Salud Pública para apoyar a los centros de salud pertenecientes a las comunidades en la región. En el Centro de Alimentación Terapéutica (ITFC) del hospital de Magaria, nuestros equipos atienden a niños con desnutrición severa
 
En el departamento de pediatría del hospital estamos atendiendo enfermedades como la malaria, la diarrea e infecciones respiratorias. También estamos realizando campañas de vacunación para asegurarnos de que los niños reciban todas las inmunizaciones de rutina que necesitan. 
 
Con esta historia contada con fotografías, podrás darte una idea de lo que sucede en este departamento durante un día común. 
 
 
Comienza el día en el departamento de pediatría de Magaria. 
 
Las madres se quedan con sus niños hospitalizados y, por la mañana, una de las primeras cosas que hacen es ir al área de aseo. La concientización sobre la higiene es un trabajo importante que realiza el equipo de MSF. 
 
Damos tres comidas al idea a las madres o a los cuidadores de los niños que han sido admitidos al departamento pediátrico del hospital.
 
 
En esta foto, puedes ver a una madre que llegó por su comida de la mañana. 
 
Dentro del departamento de pediatría del Hospital de Magaria. 
 
 
Temprano por la mañana y acompañada por el personal sanitario del lugar, Julia Rappenecker, pediatra de MSF, examina a los niños que fueron admitidos a la unidad de cuidados intensivos durante las últimas 24 horas. 
 
Fatima Lawan viene de Bandé, un pueblo que está a 20 kilómetros del centro de la ciudad de Magaria.
 
 
Ella dio a luz a unos trillizos en el hospital, pero uno de sus bebés no sobrevivió el parto.
 
Sus otros dos hijos están siendo atendidos en el departamento de pediatría del hospital porque nacieron bajos de peso. Tenían 35 días de edad cuando esta foto fue tomada. 
 
 
Las madres también participan en un taller de cocina impartido por MSF. Están aprendiendo a realizar gachas de avena nutritivas.
 
Estas lecciones de cocina son una parte importante de la sensibilización entre las madres. Permiten ayudar a la recuperación de sus hijos y facilitar su regreso a casa. 
 
 
El equipo de MSF vacuna a los niños que están siendo atendidos en el departamento de pediatría, incluyendo a quienes se encuentran en el ITFC.
 
Los niños no habían sido vacunados durante el programa de inmunización expandido que realizó el Ministerio de Salud Pública. 
 
Entre enero y marzo de 2017, se aplicaron 3,376 vacunas. 
 
 
En la mañana, antes de que el departamento abra sus puertas a los visitantes, los promotores de salud explican a las familias la importancia de animar y compartir buenas noticias.
 
Niños jugando enfrente de una abuela. 
 
 
Ella vino a visitar a su nieta y a su hijas, que están en el ITFC. 
 
El personal del departamento de pediatría del hospital de Magaria visitando a los pacientes para evaluar su progreso. 
 
 
También se aseguran de que los niños y sus cuidadores duerman bajo mosquiteros. 
 
Ya es de noche en Magaria.
 
 
Un integrante del equipo del hospital escribe el número de pacientes que hay en cada departamento en la pizarra de anuncios. 

Entradas relacionadas