05.04.2017
 
5 de abril de 2017 - Un equipo médico de MSF que presta apoyo al servicio de urgencias del hospital Bab Al Hawa, en la provincia siria de Idlib, ha confirmado que los síntomas de los pacientes son consistentes con la exposición a un agente neurotóxico como el gas sarín.
 
Varias víctimas del ataque contra la ciudad de Khan Sheikhoun fueron trasladadas al hospital Bab Al Hawa, situado a 100 km al norte, cerca de la frontera con Turquía. Ocho pacientes mostraron síntomas - incluyendo pupilas contraidas, espasmos musculares y defecación involuntaria - que son consistentes con la exposición a un agente neurotóxico como el gas sarín o compuestos similares.
 
El equipo de MSF proporcionó medicamentos y antídotos para tratar a los pacientes y proveyó ropa protectora para el personal médico en la sala de emergencias del hospital.
 
Los equipos médicos de MSF también pudieron visitar otros hospitales donde las víctimas del ataque estaban siendo tratadas, e informaron que las víctimas olían a lejía, sugiriendo que habían estado expuestas al cloro.
 
Estos informes sugieren fuertemente que las víctimas del ataque a Khan Sheikhoun estuvieron expuestas a al menos dos agentes químicos diferentes.
 
MSF opera directamente cuatro establecimientos de salud en el norte de Siria y proporciona apoyo a más de 150 centros de salud en todo el país.
 

Entradas relacionadas