Loading Video...
08.12.2018
Mientras que refugiados, migrantes y solicitantes de asilo continúan muriendo en el mar Mediterráneo, Médicos Sin Fronteras (MSF) y SOS Méditerranée se han visto obligados a terminar sus operaciones de búsqueda y rescate en el barco Aquarius.
 
El final forzado de las operaciones del Aquarius ocurre en un momento crítico. Se estima que 2,133 personas murieron en el Mediterráneo en 2018, entre las cuales las partidas de Libia representan la gran mayoría de las muertes.
 
Desde el inicio de sus operaciones de búsqueda y rescate en febrero de 2016, el Aquarius ha asistido a casi 3,000 personas en aguas internacionales entre Libia, Italia y Malta.
 

LEER MÁS