América Latina: Las patentes y licencias dificultan el acceso a los tratamientos para la COVID-19

Han pasado casi dos años desde la declaración de la pandemia de COVID-19 que se ha cobrado cerca de 6 millones de vidas. Durante estos dos años, hemos atestiguado una gran inequidad en el acceso a las vacunas y también a prometedores tratamientos.

Han pasado casi dos años desde la declaración de la pandemia de COVID-19 que se ha cobrado cerca de 6 millones de vidas. Durante estos dos años, hemos atestiguado una gran inequidad en el acceso a las vacunas y también a prometedores tratamientos. 

En América Latina, donde el impacto de la pandemia ha sido devastador en muchos países como Brasil, Bolivia, Colombia y Perú, el acceso a nuevos tratamientos recomendados por la OMS podría verse limitado debido en parte a las barreras de las patentes y a los acuerdos restrictivos de licencias que controlan las corporaciones farmacéuticas. 

Mientras que los países de América Latina continúan viviendo con el temor de la aparición de nuevas olas o variantes de la enfermedad que puedan amenazar la eficacia de las herramientas preventivas existentes, el acceso a los medicamentos genéricos asequibles como el nirmatrelvir/ritonavir y baricitinib será clave para tratar a las personas más vulnerables y a las que presenten formas graves de la enfermedad. 

En los siguientes gráficos, desglosamos el panorama de las patentes de estos dos tratamientos para la COVID-19 en América Latina:

 

El caso del nirmatrelvir/ritonavir 

En diciembre de 2021, la corporación farmacéutica estadounidense Pfizer recibió la autorización de uso de emergencia (EUA, por sus siglas en inglés) para el candidato antiviral oral nirmatrelvir en combinación con el ritonavir, por parte de la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA), para el tratamiento temprano de personas con casos leves a moderados de COVID-19 que corren un mayor riesgo de desarrollar una enfermedad grave.  

Dado que las tazas de vacunación están rezagadas en muchas partes del mundo, las personas quedan desprotegidas contra la COVID-19; por lo que el acceso a los medicamentos recomendados y fáciles de administrar es fundamental. Sin embargo, varios países de ingresos altos compraron rápidamente el limitado suministro mundial de Pfizer disponible en la primera mitad de 2022.

 

El acuerdo de licencia excluye a personas en todo el mundo

Además de los países y regiones de Asia Central y sudoriental, Oriente Medio y el norte de África, la mayoría de los países de América Latina y el Caribe han sido excluidos del acuerdo firmado por Pfizer y el Fondo de Patentes de Medicamentos para el nuevo medicamento contra la COVID-19: el nirmatrelvir/ritonavir. Esto significa que estos países no podrán comprar el Principio Activo Farmacéutico (API) para fabricar el medicamento ni las versiones genéricas de bajo costo de este fármaco que se fabriquen bajo el acuerdo. El siguiente mapa muestra los territorios incluidos y excluidos de la licencia firmada entre Pfizer y el MPP.

Nota importante

Se ha comprobado la exactitud de la información de este mapa en el momento de su publicación.

Última actualización: 10 de marzo de 2022

Descargo de responsabilidad: Este mapa es proporcionado por Datawrapper. Los lugares y los límites en este mapa no reflejan ninguna posición de MSF sobre su estatus legal.

Mapa: Campaña de Acceso de MSF | Fuente: Medicines Patent Pool (MedsPal) | Creado con Datawrapper

Fe de erratas: El mapa se ha actualizado para corregir la situación de Uganda y Yemen como países y regiones incluidos.

 

El acuerdo de licencia y las patentes de Pfizer excluyen a la mayoría de las personas en América Latina

La mayoría de los países latinoamericanos han sido excluidos del acuerdo firmado por Pfizer y el Fondo de Patentes de Medicamentos para el nuevo tratamiento contra la COVID-19: el nirmatrelvir/ritonavir. Además, Pfizer ha presentado patentes en todos estos países.  

Con solicitudes de patentes pendientes que podrían otorgarse más adelante, los países latinoamericanos enfrentarán retos, por lo menos hasta 2041, para producir versiones genéricas del tratamiento a nivel nacional o para comprar versiones genéricas de otros fabricantes que produzcan bajo el acuerdo con Pfizer, a menos que se emitan licencias obligatorias país por país.

Nota importante: Se ha comprobado la exactitud de la información de este mapa en el momento de su publicación. | Fuente: Medicines Patent Pool. | Última actualización: 28 de febrero de 2022.

 
En diciembre de 2021, la organización de la sociedad civil Knowledge Ecology International (KEI) presentó una solicitud de licencia obligatoria abierta a los intereses públicos en República Dominicana para permitir el suministro de genéricos. 

En enero de 2022, la organización sin fines de lucro Corporación Innovarte de Chile, presentó una solicitud al Ministerio de Salud instando a la emisión de una licencia obligatoria para este medicamento. 

En febrero de 2022, unas 67 organizaciones de la sociedad civil de América Latina firmaron conjuntamente una carta abierta en la que pedían a los gobiernos que hicieran pleno uso de las flexibilidades del Acuerdo sobre los Aspectos de los Derechos de Propiedad Intelectual relacionados con el Comercio (ADPIC), especialmente de las licencias obligatorias y las licencias de uso gubernamentales para mejorar el acceso al nirmatrelvir/ritonavir. 

La producción local y el suministro de versiones genéricas del nirmatrelvir/ritonavir en los países de América Latina tendrían que apoyarse mediante la eliminación de las principales barreras de propiedad intelectual, lo que podría lograrse mediante la adopción de la Exención de los ADPIC. 

 

El caso del baricitinib 

Para pacientes hospitalizados, el medicamento oral baricitinib puede ser una alternativa potencial a los actuales tratamientos con anticuerpos monoclonales (mAbs) inhibidores de la interleucina-6 recomendados por la OMS (tocilizumab y sarilumab) que siguen siendo escasos y costosos para los gobiernos y pacientes en muchos países de bajos ingresos y medios. 

Pero en muchos países, las versiones genéricas del baricitinib no estarán disponibles ya que el medicamento está bajo un monopolio de la patente, y la corporación farmacéutica estadounidense Eli Lilly ha presentado y obtenido patentes ampliamente, incluso en países muy afectados por la pandemia.

 

Panorama de patentes del baricitinib

A Eli Lilly se le han otorgado patentes sobre baricitinib en más de 50 países. En la mayoría de ellos, estas patentes no vencerán hasta 2029. Vale la pena señalar que ciertos países pueden tener leyes que permitan la extensión de la exclusividad de mercado más allá de los términos de la patente. 

Nota importante: Se ha comprobado la exactitud de la información de este mapa en el momento de su publicación. Última actualización: 10 de marzo de 2022. | El mapa utiliza las siguientes fuentes de datos principales: Medicines Patent Pool | WIPO Patentscope | Espacenet

Estas bases de datos contienen actualizaciones más regulares de la información sobre patentes y la situación jurídica de los distintos países. Para más información, animamos a las y los lectores a consultar las oficinas nacionales de patentes correspondientes.

Descargo de responsabilidad: Este mapa ha sido facilitado por Datawrapper. Los lugares y los límites en este mapa no reflejan ninguna posición de MSF sobre su estatus legal.

Mapa: Campaña de acceso de MSF creada con Datawrapper

 

Eli Lilly tiene patentes sobre el baricitinib en la mayor parte de América Latina

El medicamento se recomienda para pacientes con casos graves de COVID-19. Estas patentes comenzarían a expirar en 2029, y es probable que continúen bloqueando la producción y el suministro de genéricos en los países donde se otorgaron.

Nota importante: Se ha comprobado la exactitud de la información de este mapa en el momento de su publicación. Última actualización: 28 de febrero de 2022 | Fuente: Medicines Patent Pool.

 

Las versiones genéricas del baricitinib están disponibles por menos de US$7 por un curso de tratamiento de 14 días en la India y Bangladesh, que es significativamente menor que el precio prohibitivo del titular de la patente, Eli Lilly, de US$1109 por el curso de tratamiento de 14 días en Estados Unidos. El acuerdo de licencia de Eli Lilly con las compañías genéricas en la India restringe el suministro de versiones genéricas del medicamento fuera del país. 

Compartir

Relacionados

Colabora