Ucrania: MSF refuta enérgicamente las falsas declaraciones hechas en medios por el Comité Humanitario de la autoproclamada República Popular de Donetsk.

  • ESTÁS AQUÍ
  • Actualidad
  • Ucrania: MSF refuta enérgicamente las falsas declaraciones hechas en medios por el Comité Humanitario de la autoproclamada República Popular de Donetsk.

MSF está conmocionada y refuta enérgicamente las falsas declaraciones hechas en medios por el Comité Humanitario de la autoproclamada República Popular de Donetsk sobre sus actividades médico humanitarias.

MSF está conmocionada y refuta enérgicamente las falsas declaraciones hechas en medios por el Comité Humanitario de la autoproclamada República Popular de Donetsk sobre sus actividades médico humanitarias.
 
Las falsas declaraciones son acerca de la mala administración de productos farmacéuticos como psicotrópicos, críticas hacia el proyecto de salud mental de la organización y acusaciones infundadas sobre espionaje.
 
Durante los últimos 18 meses, MSF ha estado trabajando duro para brindar atención médica gratuita para salvar las vidas de las personas afectadas por el conflicto, sin importar en qué lado de la trinchera se encuentren. Todas las actividades de MSF, incluyendo el transporte, almacenamiento y distribución de medicamentos, además de las actividades psicológicas se han llevado a cabo en todo momento en coordinación y con la cooperación de las autoridades de la República Popular de Donetsk.
 
Aunque MSF recibió una notificación oficial sobre el retiro de sus acreditaciones para trabajar en la República Popular de Donetsk el 19 de octubre, en ningún momento se le dio a la organización una explicación formal sobre las razones tras esta decisión de detener sus actividades. MSF está muy consternada por la decisión de cancelar nuestra acreditación y la orden para detener las actividades médicas, que privarán a cientos de personas de atención médica que puede salvar sus vidas.
 
Para que esta ayuda vital que salva vidas continúe disponible para la población, MSF seguirá dispuesta a colaborar con las autoridades, y seguirá haciendo un llamado para llevar a cabo una revisión urgente sobre la decisión de detener sus actividades.
 

Los servicios de atención en salud mental son vitales en Ucrania para ayudar a quienes sufren de las consecuencias psicológicas del conflicto

 
El brindar atención psicológica es un componente clave de las actividades de MSF en muchas zonas de conflicto. MSF estaba llevando a cabo un proyecto de salud mental en la República Popular de Donetsk hasta julio de 2015, cuando el Comité Humanitario pidió que detuvieran sus actividades.
 
MSF está en total desacuerdo con esta decisión, pues las consultas psicológicas son una parte crucial de las actividades médicas para ayudar a la gente a lidiar con las consecuencias del conflicto. Antes de esto, MSF aconsejaba a las personas sobre las reacciones emocionales provocadas por eventos traumáticos y les enseñaba formas prácticas para lidiar con el miedo, la ansiedad y las pesadillas.
 
Adicionalmente, los psicólogos de MSF estaban entrenando al personal médico y a los psicólogos locales para que pudieran mejorar sus habilidades y evitar el agotamiento extremo. En la República Popular de Donetsk, MSF ha llevado a cabo más de 3,400 consultas de salud mental, incluyendo consultas individuales, sesiones grupales  y entrenamientos en más de 35 locaciones. 
 

Medicamentos psicotrópicos: un componente crucial de los kits médicos

 
De acuerdo con los protocolos médicos, los medicamentos psicotrópicos son un componente esencial de los kits médicos brindados por MSF a las instalaciones médicas en donde los doctores tratan a pacientes con heridas de guerra, pacientes con condiciones crónicas como la epilepsia, y a pacientes con enfermedades mentales.
 
Cada kit médico contiene los suministros necesarios para tratar adecuadamente a los pacientes y son distribuidos de acuerdo con las peticiones de las instalaciones médicas. Los medicamentos psicotrópicos fueron donados al sistema de salud público para que los pacientes pudieran recibirlos de sus médicos de cabecera. Todas las donaciones de medicamentos y suministros médicos son reportadas y coordinadas con las autoridades de salud. 
 

Más información sobre las actividades de MSF en la República Popular de Donetsk

 
Desde que comenzó el conflicto en mayo de 2014, MSF ha donado medicamentos y suministros a 170 instalaciones médicas para tratar a personas con heridas de guerra y a pacientes con enfermedades crónicas. MSF también ha llevado a cabo más de 85,000 consultas en conjunto con las autoridades de salud locales por medio de 40 clínicas móviles desde marzo de 2015, brindando atención médica a personas que viven en lugares que los médicos y enfermeras han abandonado o en donde las farmacias están vacías.
 
MSF es prácticamente la única organización que brinda tratamiento para tuberculosis en las prisiones, insulina para los pacientes con diabetes y productos para realizar hemodiálisis a quienes tienen deficiencias renales. Con el fin de las actividades de un día para otro, cientos de pacientes que sufren de enfermedades crónicas potencialemente fatales ahora no tendrán, o tendrán muy poca, asistencia médica.
 
Actualmente MSF brinda el 77% de la insulina necesitada por los pacientes mayores de 18 años que sufren de diabetes en el área controlada por la República Popular de Donetsk. Los equipos de MSF también brindan el 90% de los productos necesarios para realizar hemodiálisis, vital para los pacientes que sufren deficiencias renales. Sin el suministro constante de estos tratamientos vitales, pueden ocurrir severas complicaciones. Hay muy pocas opciones alternativas para estas personas ahora que MSF ha detenido sus actividades.
 
Unos 150 pacientes en el sistema penitenciario que viven con tuberculosis resistente a medicamentos ya no tendrán acceso al tratamiento que MSF ha estado brindando desde 2011. Hay un gran riesgo de que la salud de estos pacientes se deteriore rápidamente. Cualquier interrupción del tratamiento en pacientes con tuberculosis resistente a medicamentos reduce dramáticamente las posibilidades de curarse, incluso si el tratamiento se reanuda más adelante.
Compartir

Relacionados

Colabora