Loading Video...
10.12.2017

En octubre de 2017, después de que se declara un brote de la fiebre hemorrágica Marburgo en Uganda, cerca de la frontera con Kenia, MSF envió a sus equipos de respuesta a ambos países.

En Kenia, MSF realizó un rastreo de contacto, capacitó al personal sanitario e instaló un pequeño centro de tratamiento en caso de que fuera necesario. No se detectaron casos en Kenia, así que MSF retiró a sus equipos el 14 de noviembre.