Médicos Sin Fronteras es una organización médico humanitaria internacional sin fines de lucro. Ayudamos a personas afectadas por epidemias, conflictos armados, desastres naturales y excluidas de la atención médica en más de 70 países. Conócenos. Más información
10.06.2021

El 8 de junio de 2021, las autoridades regionales de Tanintharyi, en el sur de Myanmar, pidieron a Médicos Sin Fronteras (MSF) que suspendiera sus actividades en la ciudad de Dawei. Hasta ahora, desde MSF hemos podido mantener la mayoría de nuestros proyectos médicos en todo el país desde el inicio de la crisis hace casi cuatro meses.

Adrián Guadarrama, subdirector de programas de MSF hizo la siguiente declaración:

Hoy, el equipo de MSF en Dawei, en la región de Tanintharyi, recibió una carta de las autoridades regionales pidiéndonos que suspendamos todas las actividades.

Esta decisión afectará a 2,162 personas que viven con VIH y están bajo el cuidado de MSF en la clínica Myittar Yeik, que tendrán dificultades para acceder al tratamiento antirretroviral. [También afectará] a las y los pacientes con tuberculosis (TB) que, desde febrero de este año, han estado buscando atención en las instalaciones apoyadas por MSF debido a la reducción de los servicios en el programa Nacional de TB.

La suspensión de las actividades de MSF podría poner en peligro la vida de muchos de nuestros pacientes en un momento en que los servicios públicos siguen estando gravemente interrumpidos. Existe el riesgo de una mayor transmisión de las enfermedades que tratamos. Evita que las y los nuevos pacientes sean diagnosticados y comiencen un tratamiento que les salve la vida. Y privará a nuestros pacientes del asesoramiento psicosocial que tanto necesitan, vital para garantizar la adherencia al tratamiento.

El equipo de MSF está tomando todas las medidas posibles para garantizar que los pacientes sigan recibiendo atención. Hemos proporcionado suministros de medicamentos antirretrovirales a 100 pacientes y estamos haciendo arreglos para enviarlos a quienes viven fuera de Dawei.

MSF ha brindado atención integral para casos de VIH en Dawei durante casi dos décadas, incluyendo programas de divulgación para evitar que las personas marginadas y en riesgo -incluidos los trabajadores migrantes y las personas que se inyectan drogas-, se infecten. Hasta ahora, nuestras actividades no se han visto interrumpidas, a pesar de la inestabilidad política que afecta a Myanmar.

MSF está en contacto con las autoridades regionales de salud para comprender la decisión y ha solicitado que se revise la orden de suspensión para que podamos continuar brindando atención a las y los pacientes. MSF sigue dispuesto y listo para un diálogo abierto con el fin de permitir que nuestros equipos brinden atención médica a las personas en riesgo en Dawei.