Loading Video...
06.03.2020

El Dr. Ajaj tuvo que huir de Takad, en Alepo (Siria), porque la línea del frente estaba peligrosamente cerca de donde se encontraba. Con el apoyo de Médicos Sin Fronteras, trasladó en centro médico que gestiona a un lugar seguro en el campo para personas desplazadas de Deir Hassan. Hoy, este centro está abierto y lleno de pacientes.

Lee más.