Loading Video...
11.10.2018

No son los psiquiatras y psicólogos de MSF los que deberían haber abandonado Nauru, son los cientos de solicitantes de asilo y refugiados que Australia han estado atrapados en la isla durante los últimos cinco años.

Pedimos que se ponga fin a la política australiana de detención fuera del país por tiempo indefinido: separar a las familias y mantener a hombres, mujeres y niños en una isla remota por tiempo indefinido sin esperanza ni protección, excepto en el caso de una emergencia médica, es cruel e inhumano. Esta política de detención debe detenerse de inmediato y nunca debe ser replicada por ningún otro gobierno.

LEER MÁS

MSF no debería salir de Nauru, los refugiados sí